Parejas

Formas correctas de terminar una relación desgastada

📷: Etienne Boulanger

El adiós es inminente, el desamor tocó la puerta y le dejaron entrar, ya la rutina se apoderó de la relación y donde antes hubo magia y deseo, solo quedan restos de algo que un día fue y ya no será. Ante esta situación, la solución es terminar la relación que a todas luces está desgastada, lo mejor es apelar a una serie de herramientas que te permitan salir airoso y con la menor cantidad de daños posibles.

Siempre será difícil decir adiós en una relación, pero es mejor no darle largas esperanzados en algo que no sucederá, si ya ambos sienten que no hay nada más que hacer en esa relación de pareja.
No existe un manual que indique de manera exacta las formas correctas de terminar una relación desgastada, sin embargo te queremos ayudar con una serie de consejos que te permitan hacerlo de la forma más civilizada y menos traumática posible, recuerda en todo momento tener la empatía como tu mejor aliada.

De manera presencial

Esto no tendría ni que aclararse, pero en vista de que las redes sociales, los mensajes de texto y los correos electrónicos, se han vuelto el medio predilecto de muchos, vale acotar que el rompimiento de una relación debe hacerse de forma presencial.
En primer lugar porque es una muestra de respeto para ambos y en segundo lugar porque te ayuda a cerrar los ciclos de forma correcta.

La misma Katy Perry, fue víctima de un rompimiento a distancia, recibió un mensaje de su esposo notificándole su decisión de divorciarse y eso representa una falta de consideración, además que es una falta de gallardía de parte de quien termina.
Reúnanse, conversen y díganse a la cara las cosas, esconderse tras un papel o una pantalla no debería ser lo ideal; esta es la parte donde te decimos que debes terminar de forma civilizada, el hecho de usar dispositivos electrónicos y modernos, no te hace ser más civilizado, te hace ser una persona que se esconde ante las situaciones para las cuales se requiere madurez.

Con firmeza

No cedas ante chantajes, ni titubees. Debes ir con la idea clara y firme de lo que quieres hacer y el por qué llegaste a esa decisión, en ese punto ya no hay espacio a negociaciones, sino a terminar esa relación desgastada antes de que termines intoxicándote.

Esa firmeza incluye una cuota de honestidad, no puedes usar la típica frase “no eres tú, soy yo” porque es necesario que sin ser frío, seas capaz de decir la verdad a la otra persona, enumerando las razones por las cuales has llegado a esa decisión. Sin culpas ni rodeos, decir que la hora de terminar la relación ha llegado.

Es posible que cuando se reúnan, la otra persona quiera conversar, retomar la relación y enmendar lo que para ti no tiene solución, en este punto debes ser firme y no darle falsas esperanzas de revivir algo que ya para ti no tiene salvación.
Paciencia, madurez y empatía, serán la clave para poder terminar una relación desgastada de una forma poco traumática.

📸: Luis Galvez