Poesía

Me valen como diez hectáreas

Me valen como diez hectáreas

Me valen como diez hectáreas

Me valen como diez hectáreas
lo que de mí hablen los demás,
estoy para complacerme a mí misma
y soy a quien más le debo lealtad
Me importa un carajo la opinión que de mí tengan,
no soy una inocente dama, ni una tierna princesa.

Soy grosera como nadie más sabe,
con un humor que no tolera ni mi madre,
de sentimientos nobles y sinceros pero está cabrón para que lleguen a ellos,
lloro muy poco y en momentos que nadie más lo haría,
pero a pesar de mi horrible actitud aún me comporto a veces como una niña,
tomo cerveza como macho,
pero también como una dama puedo tomar “finos tragos”,
en la cama quizá no soy la amante perfecta,
pero te aseguro que como yo no vas a encontrar
otra que se entregue así de completa,
voy a subirte al cielo pero se encargarme
de bajarte a mi infierno si juegas con fuego.

Esta soy yo y nuevamente lo digo,
si usted quiere saber de mi viene me pregunta
y le aclaro bien la duda
No soy la típica “mujer cabrona”
simplemente me cansé de ser una sombra,
aprendí que para poder dar el amor que tengo,
debía aprender a amarme a mi primero
y precisamente en eso es lo que estoy haciendo.

Autor: Alice Ortega
Fotografía de Liam Simpson

Podría también interesarte:
– Andan por ahí, ojo con ellas.
– Para ti, ÉL o la que está sufriendo por una persona que ha cambiado