Poesía

No me hare la victima, ¿Por qué me enamoré?

Soy una pendeja por enamorarme

Por qué me enamore
Enloquecí
Grite
Llore
Salte

Todo por un hombre que tenía dueña
Y eso me hace ser una pendeja

No me hare la victima
Desde un principio lo supe
Pero
¡Mierda!

Nunca había mirado
Unos ojos como los tuyos
Una sonrisa tan torcida
Y un porte tan excitante

Nunca había conocido
Un alma tan noble
Alguien tan fuerte
Una esencia tan atrayente

Hermoso por fuera y más por dentro

Para mí
El hombre perfecto

Y si
Me aproveche
De tu forma de mirarme y tratarme
De mi juventud
De mi extraña forma de ser
Y mi inteligencia

Yo necesitaba
Probarte
Besarte
Tocarte
Absorberte
Atraparte

Y lo logre
Pero a la vez falle

Había salido con otros hombres antes de ti
Nunca me había enamorado
¿Por qué de ti, si lo haría?

Y ahí estuvo el fallo
En ningún momento contemple
Que tus besos me robarían el aliento
Que tus abrazos me darían calor
Que tu voz tocaría cada fibra de mi ser
Y que tus caricias me enchinarían la piel

Nunca pensé que al estar entre tus brazos
Me olvidaría de mi misma
De mis problemas
De nuestra mala situación

Nunca imagine que al mirar tus ojos me olvidaría
De cómo hablar
Como renegar
Como respirar

Pero lo que nunca paso por mi mente fue que te irías
Que me partirías en dos
Que me destrozarías
Que mi corazón se iría contigo
Que ella sería mejor que yo

Autor: Michelle Cepeda

Podría también interesarte:

CUANDO TE VI
A veces tengo la necesidad de volar